PLANTAS VENENOSAS
09 abril 2021

PLANTAS TÓXICAS PARA GATOS ¡EVÍTALAS ¡

Los gatos son animales curiosos por naturaleza y con ciertos instintos, no podemos evitar que jueguen, muestren su curiosidad y que investiguen. Pero no nos planteamos los peligros de que jueguen con plantas. Para ellos son una auténtica atracción y necesidad, las utilizan para purgarse: su aparato digestivo carece de las enzimas necesarias para metabolizar las plantas y por esos tragar hierba les ayuda a eliminar, por ejemplo, las bolas de pelo a través del vómito.

Si tienes plantas en casa debes saber que pueden ser un peligro para ellos.

En este artículo te hablamos de las plantas tóxicas para los gatos y los efectos más comunes que pueden tener sobre ellos si las mastican o ingieren.

¿CUÁLES SON LAS PLANTAS TÓXICAS PARA GATOS?

Muchas de las plantas tóxicas para gatos son plantas naturales poco habituales en nuestras casas. Aunque hay otras más comunes que también contienen toxinas peligrosas para tu felino. Estas son las principales:

  • Lirios: Las plantas de la familia de los lirios y las azucenas son las plantas más tóxicas para gatos. Pueden provocarle síntomas como la tristeza, la pérdida de apetito o sed excesiva, entre otros muchos síntomas.
  • Familia de las aréceas: En este grupo se encuentran la difembaqia, el filodendro, el caladio, etc. Los síntomas frecuentes si tu gato las ingiere son las hipersalivación y las diarreas. También pueden mostrar problemas respiratorios o cambios de voz.
  • Adelfas: La toxina que contienen estas plantas afecta a su corazón, alterando su frecuencia y ritmo. Presentan síntomas como vómitos, diarreas, alteraciones cardiacas y neurológicas.
  • Planta de pascua: Esta planta es muy irritante para los gatos. Los síntomas que tienen son: tos, salivación, vómitos y diarreas. El contacto de su sabia en piel u ojos también causa una gran irritación.

Hay otras plantas tóxicas para gatos, como el ficus, las hortensias, los bulbos de plantas ornamentales como el narciso y el jacinto, el acebo, etc. Por eso es importante que, si tienes alguna planta en casa, consultes con tu veterinario si posee algún tipo de toxina que pueda afectar a tu animal.

¿POR QUÉ COMEN PLANTAS LOS GATOS?

La razón por la cual los gatos insisten en mordisquear las plantas, aún no está clara del todo. Aunque existen estudios recientes que hablan de un comportamiento heredado de sus ancestros salvajes que les empuja a comer hierba y otras plantas para purgarse frente a posibles parásitos intestinales. Lo cierto es que es una auténtica necesidad para ellos.

En Dibaq trabajamos continuamente para ofrecer productos que contengan ingredientes de calidad,  para mantener tu gatito sano y con un sistema inmune muy fuerte.

Te recomendamos que sigas atento ya que en breves daremos a conocer la auténtica revolución de alimento para gatos…tic, tac, tic, tac…

Y tú, ¿qué plantas tienes en casa? Y, lo que es más importante, ¿estás seguro de que no son plantas tóxicas para gatos?